Entradas populares

sábado, 2 de noviembre de 2013

¿PUEDEN UTILIZAR LOS ARCÁNGELES UN CUERPO FÍSICO COMO EL NUESTRO?





Esta pregunta se ha hecho hace unos días en un foro de estudiantes de la Fraternidad Rosacruz de Max Heindel y, aunque estos blogs están dirigidos a todos aquellos que se interesan por la filosofía oculta en general y por el desarrollo espiritual, he creído conveniente ponerlos también por si a alguien le puede interesar.



RESPUESTA

1ª.- La evolución de los Arcángeles no es la misma que la nuestra, es decir ellos no han tenido la necesidad de descender hasta el mundo físico y, como consecuencia, no han aprendido a construir un cuerpo como el nuestro. Aunque parezca exagerado seria algo así como decir que nosotros no podemos ser espíritus de la naturaleza puesto que ellos evolucionan por otra línea que, entre otras cosas, no conocen la muerte ni construyen cuerpos densos. Los Arcángeles fueron diferenciados de Dios dos períodos (dos días cósmicos de Dios) antes que nosotros y son los "humanos por naturaleza" del mundo de deseos o emocional. Lo mismo que nosotros nos estamos haciendo maestros en el manejo de la materia física y los Ángeles (que están entre los Arcángeles y nosotros) lo hacen en el manejo de la materia etérica, los Arcángeles son maestros en el manejo de la materia emocional que también conocemos como sentimientos y deseos, Por consiguiente ellos no han experimenado en el mundo físico con un cuerpo físico pero sí lo hacen sobre nosotros a través de las emociones y deseos.


2ª.- Un Ángel o un Arcángel no puede utilizar un cerebro como el nuestro puesto que su “mente” no es como la nuestra. Su “mente” es mucho más amplia y menos limitada puesto que no radica en ningún cerebro. Su conciencia tampoco esta limitada como la nuestra a nuestro mundo físico, ellos son (en mi opinión) conscientes en varios mundos y su conciencia tampoco se limita como nosotros estamos limitados aquí. Por todo esto no podrían y no sabrían utilizar un cuerpo físico, como nosotros tampoco sabríamos crear ni funcionar en un cuerpo animal si reanciéramos en él puesto que a nosotros nos diferenció Dios como Espíritus antes que a ellos y nosotros no hemos sido nunca animales.


3ª.- El cuerpo de Jesús fue utilizado por el Arcángel Cristo porque Jesús era el humano (de nuestra oleada de Espíritus) más evolucionado de la humanidad. Había alcanzado un desarrollo espiritual que le permitía estar a la altura del cuerpo inferior que utilizaba entonces Cristo, es decir el Espíritu de Vida; por eso y porque Cristo no había aprendido a crear cuerpos físicos tuvo que utilizar los dos cuerpos inferiores de Jesús, (cuerpo e´terico y físico) los cuerpos más perfectos de la tierra. Aún así, Cristo no podía estar mucho tiempo dentro del cuerpo de Jesús porque su elevada vibración lo podía destruir y, por otro lado, tuvo que hacer un gran sacrificio para utilizarle, algo así como ni nosotros renaciéramos en un cuerpo y con una conciencia de un diminuto ser vivo. Recordemos que ningún ser puede funcionar en un mundo si no tiene un vehículo construido con esa materia, de ahí que Cristo tuviera que utilizar un cuerpo prestado, el cual, tenía que estar a su nivel en sentido de vibración y espiritualidad.


4ª.- Los Arcángeles pueden influir en el ser humano pero no pueden utilizar ni construir un cuerpo físico. Jehová facilitó la entrada por medio del aire y por eso nos influyen a nivel individual, grupal, nacional, etc., pero eso no les permite ser un humano como nosotros que traemos una evolución muy larga y con muchos renacimientos.



Cristo había dejado de utilizar los vehículos: Espíritu Humano, mental y de deseos y utilizaba los superiores puesto que su evolución alcanzaba a el propio Mundo de Dios. (Ver diagrama) Pero para cumplir su misión tuvo que utilizar todos sus vehículos más el cuerpo vital y el denso de Jesús. Jesús tenía nueve iniciaciones menores y el desarrollo de su Espíritu de Vida era muy elevado y por eso Cristo sintonizó perfectamente con Él, de hecho el cuerpo denso no se destruyó precisamente porque el vehículo inferior que utilizó Cristo era el mismo y más elevado de Jesús, es decir, el Espíritu de Vida. Por tanto Un Arcángel no puede habitar un cuerpo físico porque no sabe construirlo y porque no aguantaría fácilmente las vibraciones;  en el caso de que lo pudiera hacer no podría hacer una vida como la nuestra.


            Cuando Cristo utilizó el cuerpo de Jesús estuvo en contacto con Dios y con la humanidad a la vez, de ahí que se diga que para llegar a Dios tiene que ser a través de Cristo pero, lo más importante de todo el tema que estamos tratando no es si un Arcángel puede o no utilizar un cuerpo como el nuestro, sino toda su enseñanza. No ha habido ni hay, al menos para mí, enseñanzas más bellas, elevadas y profundas que las que Él nos dio y por eso dijo Max Heindel que los miembros de la F. R. se definen como Cristianos Místicos.



            Por otro lado, he de decir que, en lenguaje rosacruz:

 

1º.- Cristo había alcanzado un nivel evolutivo superior incluso que los Señores de la Mente (humanidad del Período de Saturno) ya que había alcanzado el Mundo de Dios. Los Señores de la mente estaban en el Período de Vulcano.
 

2º.- Jesús había alcanzado las 9 Iniciaciones Menores y se encontraba en el nivel que, en sentido iniciático llamamos Período de Venus (dos períodos y medio por encima de la humanidad) En este período (en mi opinión) se encontraban también los Arcángeles.
 

3º.- Jehová está más evolucionado que los Arcángeles y, Jesús, por analogía, más que los Ángeles. Pero lo sorprendente es que en estos 2000 años últimos los Hermanos Mayores de la Orden Rosacruz han progresado hasta el punto de superar a Jesús porque, al haber obtenido las Iniciaciones Mayores, han alcanzado la iniciación correspondiente al período de Vulcano, es decir, 3 períodos más que la humanidad.
 

            Pero volviendo a Cristo diré que Él, desde su hogar el Sol, fue nuestro guía mucho antes de su venida. Uno de sus hechos más importantes es que fundó la religión del amor, la religión que, además de religión del futuro, será la religión universal, la misma que hará que todos nosotros (tarde o temprano) libre y progresivamente por medio del servicio amoroso y desinteresado a los demás alcancemos la perfección de la etapa actual.
 

            Jesús alcanzó el grado necesario de desarrollo espiritual como para entregar su cuerpo a Cristo gracias a muchas vidas de pureza, castidad y dedicación altruista. De hecho, antes de nacer y durante sus 30 años de vida, fue consciente de que debía entregar su cuerpo al Arcángel Cristo. Así surgió Jesús-Cristo y la abolición de las leyes represivas de Jehová para que todos tuviéramos la oportunidad de alcanzar la iniciación consciente y voluntariamente por medio del amor, la fraternidad, el altruismo y la compasión.
 

            Como resultado de todo esto podemos decir que la Fraternidad Rosacruz, escuela iniciática representativa de la Orden Rosacruz oculta, tiene como ideal imitar a Cristo para poder hacer que Éste nazca dentro de cada uno de sus miembros, lo que se consigue gracias al servicio amoroso y altruista y a una vida pura. Es la única manera de superar a la personalidad,  los 16 senderos de destrucción, y de alcanzar las iniciaciones. Todas las religiones anteriores y las así llamadas cristianas posteriores son simplemente caminos de desarrollo que deben llevar a la verdadera religión cristiana, o sea, a ser un verdadero imitador de Cristo las 24 horas del día.


            Si cuando alcanzamos el nadir de la materia en el Período Terrestre Cristo hubiera seguido evolucionando por otro camino ¿Qué hubiera sido de la humanidad? Recordemos que estábamos tan cristalizados que después de la muerte no pasábamos más allá del purgatorio donde estábamos siglos, de hecho, la evolución programada por las Jerarquías y por Dios estaba casi parada y todo por la pasión y el egoísmo en que caímos bajo la influencia de los Ángeles Luciferes. De ahí surgió la necesidad de un salvador, y  de ahí que Cristo se ofreciera voluntariamente al Padre para salvar a la humanidad, sin embargo, eso no pudo ser hasta que hubiera un cuerpo lo suficientemente perfecto como para que lo pudiera utilizar Cristo.
 

            La misión de Cristo también nos puso a prueba ofreciéndonos el perdón y la gracia divina a cambio de un verdadero arrepentimiento y de una reforma y restitución, así es que, si queremos pagar los pecados de las vidas pasadas, tenemos que hacerlo por medio del servicio voluntario amoroso y altruista a los demás. Es cierto que no es fácil de llevarlo a cabo pero el sacrificio es mínimo comparándolo con lo que estamos hablando. Pero más cierto es que la mayoría de las personas no lo entienden o no quieren entenderlo porque prefieren el culto a la personalidad o hacer ejercicios orientales y un sinfín de cosas más que rozan la magia negra con tal de “acelerar” el propio desarrollo espiritual. Cristo nos dijo que bienaventurados los mansos, los puros de corazón, los que sienten la necesidad de Dios; nos dijo que no nos preocupáramos por la ropa ni por los alimentos y que, cumpliendo lo que Él decía, todo se nos daría por añadidura. Luego entonces, ¿qué necesidad tenemos de escuchar a los demagogos, a los falsos iniciados y a los que nos ofrecen desarrollar los poderes o el viaje astral por no sé qué tonterías y a otros similares? Leer y meditar las enseñanzas de Cristo para entenderlas y llevarlas a la práctica es suficiente.
 

            Sin el sacrificio de Cristo la humanidad no podría alcanzar el Mundo de Dios, sin su Amor el planeta tierra se hubiera cristalizado y el hombre hubiera terminado haciendo un mundo de locos, de maldiciones, magia negra y a saber qué más. Cristo compenetró el planeta con su cuerpo (Espíritu de Vida) de Amor, Él es nuestro guía espiritual y los Arcángeles y los Ángeles colaboran para que así sea, por tanto, y lo mismo que ocurre respecto a Dios, lo tenemos dentro de nosotros mismos, solo es necesarios practicar sus mandamientos para que podamos verle nacer. Él no desea que le alabemos y adoremos sino que sintamos y expresemos Su Amor y Su compasión. La imitación de Su amor, compasión y sacrificio es lo que nos llevará primero a la iniciación y después a la perfección. Gracias al sacrificio anual de Cristo todo evoluciona, incluso los reinos inferiores, ya que Él se aprisiona cada noche santa de navidad para revitalizar y espiritualizar el planeta, y para mantener el ritmo de redención que estableció; si no fuera así el progreso se pararía. Esta es su obra y por ella se sacrifica cada año y lo continuará haciendo hasta que un gran número de personas de la tierra estén tan elevadas y alcancen un grado de perfección tal que él ya no necesite sacrificarse más y seamos nosotros quienes nos hagamos cargo de nuestra propia evolución, pero aún así, nos dijo “Estaré con vosotros siempre hasta el fin del mundo y de todos los mundos.”

                                        

                                   Francisco Nieto

1 comentario:

Jo Mero dijo...

Un esclarecedor y brillante escrito que nos llena de poder y energía y refresca nuestra intenciones de continuar, con tesón y amor en la consecución de la gran Obra.

El mensaje del Divino Maestro se nuestra más vívido que nunca y sus preceptos amorosos están vigentes en las almas anhelantes. Debemos orar permanentemente porque su influencia se acreciente cada vez más en los corazones de los hombres de bien y de paz y que nos de la fortaleza y sabiduría, el fuego espiritual necesarios para unirnos en el arduo Sendero, energia espirtual que ya A. Silesius cantó en esta frase maravillosa: "EL fuego funde y une: si te abismas en el origen, tu espíritu debe estar con Dios fundido en uno.." JMR.