Entradas populares

lunes, 8 de diciembre de 2014

AVERIGUACIÓN DE LA EDAD DEL ALMA




 
        Desearía hacer una pregunta con relación a una afirmación hecha por Max Heindel en algunos 
de sus escritos en el sentido de que cuando el Ascendente está en Aries, ello demuestra que el 
nativo es un Alma Joven, o en otras palabras, está, como si dijéramos, en el comienzo de la 
manifestación material. En oposición a esto, también dice que siempre que el Ascendente 
ocurra en Escorpio, esto indica que la disolución ha tenido lugar como comienzo.
        Ahora bien, mientras que el aspecto Aries indica un problema físico, el aspecto Escorpio deja 
a uno en la duda. ¿Está este aspecto de Escorpio relacionado con lo físico nada mas, y de qué 
manera? ¿La disolución sigue inmediatamente o es de naturaleza gradual, culminando 
finalmente en el paso a través del signo de Piscis?
Mar Heindel también afirma que el horóscopo de un niño sietemesino es difícil de dilucidar 
porque parece estar fuera de línea con el nativo a quien concierne. Yo soy un ejemplo de 
sietemesino y puedo garantizar la verdad de este aserto, pero tomando en consideración la 
primera parte de esta carta natal yo me encuentro desorientado con relación a cómo puedo yo 
reconciliar las condiciones de mi hogar con relación al Ascendente de cada miembro y la 
aparente indicación e inclinación de cada uno con respecto a mi mismo.
 
        Respuesta: Aunque fuese cierto que hayamos hecho la afirmación que usted nos atribuye en el 
sentido de que los que tienen Aries en el Ascendente al nacimiento son almas jóvenes, eso no 
podría servirle de guía en su caso, porque usted admite haber sido un niño sietemesino. Por lo 
tanto, los principios generales no podrían aplicarse en su caso, pero lo cierto es que nunca 
hemos hecho tal aseveración. Si usted le da una ojeada al pasaje a que se refiere, encontrará 
que la memoria le ha engañado. Lo que hemos dicho y decimos todavía es que el Espíritu nace 
bajo todos los doce signos con el fin de que pueda obtener la experiencia que viene de cada 
uno de ellos y puede ser tomado como principio general, que aquellos que han nacido con 
Aries en el Ascendente acaban de entrar en un nuevo ciclo de vida, una espiral superior en su 
sendero de evolución.
        Así que es evidente que otros de su más cercanos familiares o del medio ambiente en que 
actúan pueden tener cualquiera de los otros once signos elevándose y aun estar una o más 
espirales por debajo o por encima del que tenga Aries en el Ascendente. Cuando usted 
entienda esto, también comprenderá fácilmente que cuando una persona llega a Escorpio, 
signo de la muerte y de la disolución, los frutos de todas las vidas que vivió bajo los varios 
signos precedentes están comenzando a madurar y a disolverse, de modo que cuando el 
Espíritu progresa a través de Capricornio, Acuario y Piscis, estos frutos son gradualmente 
asimilados y la semilla madura, para la entrada del Alma en Aries y comenzar un nuevo ciclo 
de vida.
        También debe entenderse que el numero de nacimientos bajo cualquier signo particular varía 
de acuerdo con la adaptabilidad del Espíritu y la prontitud con que aprende las lecciones que 
le son dadas por las divinas Jerarquías. Puede haber un solo nacimiento bajo Aries en un cierto 
ciclo de vida y tal vez cinco o diez bajo los otros signos, y viceversa, de suerte que si dos 
espíritus estuvieran para entrar al nacimiento bajo el signo de Aries en la misma espiral 
evolutiva, y uno fuese diligente para aprender sus lecciones en la escuela de la vida, éste 
podría ser promovido a Tauro o aun a Géminis antes de que el otro salga de Aries. Entonces 
él, teniendo un gusto particular por el trabajo de Géminis podría apresurarse a pasar al otro 
que marcha lentamente por el sendero de Cáncer, y así sucesivamente. No existen reglas 
definidas. Todo depende de la calidad del Ego, y lo que uno puede hacer, no constituye un 
criterio para juzgar por lo que otro puede hacer. Así es que usted no puede discernir la 
categoría espiritual de nadie simplemente por un examen de su Ascendente.
        Solamente existe un método que da una solución aproximada al problema y muestra cuál es la 
intención de las divinas Jerarquías con relación a una vida particular, y es la comparación de 
la relativa progresión del Ascendente y del Mediocielo. Cuando usted hace esto, notará que 
uno de los dos se mueve más rápidamente que el otro. Supongamos, por ejemplo, que usted 
está progresando el horóscopo de una persona para los cuarenta y cinco años. Digamos que en 
el Mediocielo está el primer grado de Aries, y el primer grado de Cáncer en el Ascendente; 
esto en el horóscopo natal. Supongamos entonces que a la edad de cuarenta y cinco años el 
Mediocielo ha progresado a Tauro 5 y el Ascendente a Leo 15. Esto indica que el Mediocielo 
ha recorrido 35 grados, mientras que el Ascendente ha recorrido 45. El Mediocielo denota las 
tendencias y oportunidades espirituales de la vida, mientras que el Ascendente indica el lado 
material. Así que es evidente que las oportunidades colocadas delante de este Ego han sido 
principalmente materiales y la tendencia de su evolución en esta particular vida que estamos 
considerando, sería de la tierra, terrena.
        Pero sírvase notar esto: el horóscopo, como lo hemos reiterado repetidamente, indica 
únicamente las tendencias, y es completamente posible que una persona con tal horóscopo 
determine seguir su propio camino y cultivar todas las oportunidades espirituales que le sea 
posible. Si tiene suficiente fuerza de voluntad para hacer esto, puede cambiar su vida entera. 
Otra persona, cuyo Mediocielo progresa más rápidamente que su Ascendente, puede encontrar 
difícil alcanzar éxito material, pero tendría todas las oportunidades para el crecimiento 
anímico que pudiera desear en su camino. El también puede determinarse a dominar sus 
estrellas y tener éxito en cosas mundanas, pero si lo hace así o no, depende de su fuerza de 
voluntad en oposición a la influencia de los astros.
 

martes, 4 de noviembre de 2014

EL PAPEL DE LA MUJER (preguntas y respuestas)





Pregunta: ¿ Si la mujer es una emanación del hombre, en base a la historia de la costilla, ¿será reabsorbida al final de los tiempos en la divinidad masculina perdiendo así su individualidad?
Respuesta: el relato de la costilla es un ejemplo de crasa ignorancia por parte de los traductores bíblicos (quienes no poseían ningún conocimiento oculto) al trabajar con el hebreo que en forma escrita no tenía palabras diferenciadas y no incluía vocales. Insertando vocales en distintos puntos y dividiendo palabras de diferentes maneras se puede en el mismo texto obtener varios significados en distintos lugares. Este es el caso donde de una manera podemos leer “tsad” y en otra “tsela”. Los traductores de la Biblia leyeron aquello de que Dios había sacado algo de uno de los lados de Adam (tesela) y se encontraron en el dilema de qué quería decir, así que quizá pensaron que se trataba de una costilla (tsad). De aquí lo absurdo de la historia.
El hecho es que el ser humano había sido en un principio como los dioses “hecho a su imagen y semejanza” hombre y mujer, un hermafrodita y más tarde uno de los lados prevaleció dando lugar a sexos separados. Se puede añadir también que el primer órgano que se desarrolló tal y como hoy lo conocemos fue el femenino o lado femenino, habiendo existido siempre en todo antes de lo masculino que apareció más tarde. De acuerdo a la Ley de la Evolución de que los primeros serán los últimos, lo femenino vivirá como órgano sexual femenino durante mayor tiempo que el masculino y por lo tanto quien formula la pregunta está equivocado en su planteamiento. Es lo masculino que será absorbido en lo femenino.
Y en lo relativo a perder su individualidad hay que decir que tal idea es imposible; es exactamente el propósito de la evolución que nos convirtamos en individuos conscientes de nosotros mismos y separados durante la evolución y conscientes y unidos en los interludios entre manifestaciones.


Pregunta:¿Por que la mujer ha sido degradada por la sociedad y considerada inferior desde el comienzo de la existencia humana?
Respuesta: En primer lugar debemos recordar que el Espíritu no es ni masculino ni femenino pero se manifiesta en sexos alternativamente como norma. Todos hemos sido ya hombres y mujeres. Por lo tanto no hay lugar a la injusticia si miramos a la vida desde un punto de vista más amplio. El espíritu debe aprender ciertas lecciones en cada encarnación que sólo pueden ser aprendidas desde el punto de vista de una mujer habiendo otras experiencias o lecciones que habrán de ser experimentadas bajo un cuerpo físico masculino. Así que el cambio de sexo en cada vida es algo totalmente necesario .Algunas veces ocurre que por alguna razón muy especial, un Ego debe aparecer como hombre en varias encarnaciones y entonces, en consecuencia, cuando vuelve como mujer puede darse el caso de que sea una mujer muy masculina. Por el contrario, un Espíritu puede haber pasado varias encarnaciones en cuerpo femenino y entonces volver como un hombre de naturaleza afeminada. Pero en base a la hipótesis de alternancia de sexos, muchos de nosotros probablemente vivimos en Roma en sexo opuesto y al tomar en cuenta la Ley de Causa y Efecto, el trato recibido por las mujeres de entonces no era el mejor para, ahora como mujeres romanas reencarnadas en hombres, dar a las mujeres actuales muchas consideraciones.

El sufrimiento de Margarita
Pregunta: ¿Por qué el sufrimiento de Margarita fue tan extremo y fuera de proporción en comparación con Fausto hasta el punto de estar en la cárcel y sufrir la pena capital haciendo infortunados su vida, libertad y búsqueda de la felicidad?

Respuesta: Esta pregunta se refiere a uno de los mitos que se nos han transmitido durante las eras y contrariamente a la popularmente aceptada opinión, un mito no es una historia de una sola pieza sino una verdad velada que revela, simbólicamente, grandes principios espirituales. Estos mitos fueron dados a la humanidad infante al igual que nosotros, por la misma razón, damos a nuestros hijos enseñanzas éticas en forma de cuentos, historia y libros infantiles los que se imprimen en la mente infantil de una manera que sería imposible para una enseñanza intelectual. Goethe, quien era un Iniciado, ha tratado el mito de Fausto bajo un maravilloso prisma lleno de iluminación encontrándose la clave del problema en el prólogo que se desarrolla en el Cielo muy en la línea del Libro de Job. Los hijos de Dios aparecen ante el Trono y el Demonio entre ellos, ya que él es también un hijo de Dios. A él se le da permiso para intentar seducir a Fausto para así sacar afuera lo espiritual y se desarrolle la virtud. Es un grave error considerar la inocencia como sinónimo de virtud; cada uno de nosotros nace inocente viniendo a la manifestación sin mal, el cual ha sido expurgado, pero teniendo ciertas tendencias que pueden desarrollarse en vicios y por lo tanto hay que ser tentado en cada vida para ver si aguantamos el empuje de la tentación y no volvemos a caer en viejos errores. Fausto es tentado y cae pero después sinceramente se arrepiente y transmuta el mal en bien así que al final se salva. El arrepentimiento y el reformarse antes de la muerte han labrado su salvación, la impura pasión que sentía por Margarita da lugar a su amor puro por Elena. Margarita también cae en la tentación, se arrepiente y se salva por medio del perdón de los pecados. Así que el asunto es la salvación por las obras. Por su energía, Fausto domina las fuerzas del mal y construye una nueva Tierra, un lugar donde la gente libre pueda vivir en mejores condiciones; él busca elevar a la humanidad a un plano superior y mediante ese acto de servicio generoso por los demás, se redime de los poderes del mal. En el caso de Margarita, la salvación se produce por la oración y la toma de consciencia. Así tenemos en este drama, representado por Goethe, un símbolo perfecto de las Enseñanzas Occidentales en las que están presentes tanto el perdón de los pecados como la expiación de un acto equivocado por el correspondiente acto adecuado. La muerte es algo que nos llega a todos y el sufrimiento inherente al mal hecho por Fausto no es poco que ya se prolonga un gran período de tiempo mientras que en el caso de Margarita la vida se acorta mucho antes. La única diferencia es que Fausto ha vencido conscientemente y en un futuro será inmune a la tentación mientras que el caso de Margarita es problemático. En una vida futura todavía tendrá que enfrentarse a la tentación para que se haga manifiesto si ha desarrollado o no la fuerza de carácter necesario para vencer al mal y seguir al bien

¿Deben las parejas casadas vivir como hermanos y hermanas?
Preguntas: ¿Hay algún lugar tanto en el viejo como en el nuevo Testamento donde se le diga a los hombres que  se casen y vivan entonces como hermano y hermana en todo momento o en cualquier circunstancia? Y si no está en la Biblia, ¿por qué ustedes lo enseñan?
Respuesta: Los Semitas Originales fueron la quinta subraza atlante. Salieron de la Atlántida cuando ésta se hundía tal y como está registrado en las historias de Noe y Moisés. Tenían que ir a la Tierra Prometida no a la insignificante Palestina sino a la Tierra entera tal y como está ahora constituida. Fue una promesa a causa de que la Tierra estaba sufriendo los cambios necesarios cuando una nueva raza iniciaba su andadura. Las inundaciones habían destruido la civilización atlante y en el corazón del Gobi en Asia Central, herraba el núcleo de las presentes razas arias.

Cuando tal núcleo se tenía que convertir en una raza progenitora , el engendrar hijos era un asunto de primera importancia. Así que se convirtió en la responsabilidad de todos el tener numerosa descendencia y ser lo más fértil posible. Pero ahora ya no vivimos en esos tiempos, el mundo está superpoblado y los Egos que reencarnan lo hacen sin propósitos especiales de generación. Nunca hemos hablado del Celibato absoluto o de que las parejas deban casarse y vivir siempre como hermanos y hermanas, hemos enseñado que las parejas, de acuerdo a las circunstancias, deberían ayudar a perpetuar la raza. Esto es si tanto uno como el otro se encuentran bien física, moral y mentalmente, cuando tengan un hogar y un Ego deseoso de reencarnar pueda obtener la oportunidad de la experiencia de tomar cuerpo, entonces ellos deberían ofrecerse a sí mismos como un sacrificio viviente en el altar de la humanidad y otorgar la “substancia” de sus cuerpos para proveer al Ego con un vehículo apropiado invitando a dicho Ego a su hogar como invitarían a un amigo del alma, agradecidos que puedan hacer por otro lo que por ellos ya hicieron. Pero cuando se haya logrado la fertilización, entonces deberían abstenerse de tener relaciones hasta estar en circunstancias para generar otro cuerpo. Tal es la enseñanza de los rosacruces concerniente a la relación ideal entre hombre y mujer. Ellos mantienen que la fuerza creadora no debe ser usada para propósitos sensuales sino para la perpetuación de la raza. Este es un ideal teórico y puede estar más allá de las posibilidades de la mayoría en la actualidad al igual que el amor a nuestros enemigos pero si no tenemos ideales elevados no progresaremos.

¿Tiene cada alma un alma gemela?
Pregunta: ¿Existe un alma gemela que pertenezca a cada alma durante toda la eternidad?. Si es así, ¿no sería mejor permanecer soltero mil años que casarse con la pareja equivocada?
Respuesta: Al igual que la luz se refracta en los siete colores del espectro al pasar por nuestra atmósfera, así también los Espíritus Virginales diferenciados en Dios se dividen en siete grandes rayos. Cada clase está bajo la guía directa de unos de los Siete Espíritus ante el Trono, los cuales son los genios planetarios o grandes ángeles. Todos los Espíritus Virginales en sus sucesivas encarnaciones se entremezclan continuamente para así ganar las más variadas experiencias, de todos modos aquellos que han emanado del mismo Rayo son siempre hermanos o almas gemelas y cuando buscan la vida superior deben entrar por el sendero de Iniciación a través de una logia compuesta por miembros del mismo rayo de que originalmente emanaron para así retornar a su fuente primigenia. Entonces todas las escuelas ocultistas son divisibles entre siete una para cada clase de espíritus. Esta fue la razón por la que Jesús dijo  a sus discípulos “vuestro Padre y el mío”. Ninguno podría haber llegado a tan estrecho contacto con él como aquellos discípulos excepto aquellos que pertenecían al mismo rayo.
Como tantos otros misterios, esta hermosa doctrina ha sido degradada a una simple idea material tal y como toma cuerpo en la idea popular de las almas gemelas. En algunos casos la doctrina de las almas gemelas es utilizada como una excusa para el adulterio y la infidelidad siendo esto una abominable perversión. Cada espíritu es completo por sí mismo y se recubre con un cuerpo masculino o femenino en diferentes ocasiones para aprender las lecciones de la vida y es solo durante la presente etapa del desarrollo que existe lo que llamamos “sexos”. El Ego existía antes de la aparición de los sexos y persistirá después de esta fase de su manifestación.




jueves, 25 de septiembre de 2014

SOBRE LA EVOLUCIÓN





NECESIDAD DE LA DEVOCIÓN

   Como quiera que el tema sobre el matrimonio, del quehacíamos referencia en nuestra lección del pasado mes, sevuelve a considerar en cierto sentido en la carta de éste,tengo la sensación de que la carta de este mes de losestudiantes, tal vez sea más provechosa si la dedicamos aun punto sobre el que he deseado hablar desde hacemucho tiempo.
   "El Concepto Rosacruz del Cosmos" ha encontrado una acogida tan fenomenal, y ha hecho brotar tal gratitud y admiración en todo el mundo, que yo debería sentirme halagado por la atención que se le concede en todaspartes. Pero antes al contrario, empiezo a sentirme cadavez con mayor temor de que el libro pueda dejar de dar todo su fruto y de perder la orientación hacia la que han intentado darle nuestros Hermanos Mayores. El objeto del libro, tal como se designa en las páginas 13 y 14 es el de satisfacer la mente mediante la explicación intelectual del misterio del mundo, de forma que al lado devocional de la
naturaleza del estudiante le sea dable desarrollarse en los principios que su intelecto haya aprobado. El Concepto Rosacruz del Cosmos, yo creo, se ha abierto camino por esta apelación al intelecto y por la satisfacción que ha causado a la mente investigadora. Ciento y aun miles de cartas han testimoniado que estudiantes que en vano han estado buscando durante años, han encontrado en él lo que buscaban. Unos cuantos solamente aparecen como capaces para sobrepujar la concepción intelectual, y a menos que el libro dé al estudiante un fervoroso deseo de sobrepasar el sendero del conocimiento y la continuación por el de la devoción, el libro constituirá un fracaso en mi opinión.
  En otra sociedad formada en estas mismas normas, he conocido grupos que han estado durante años disputando ante un plano del átomo, ahondando profundamente en todos los más minuciosos detalles de la espiral y de sus desarrollos, pero con una extraordinaria frialdad e indiferencia ante las penas del mundo que les rodea; y es con profunda pena y gran temor que me doy cuenta del desarrollo de esta tendencia entre algunos de nuestros  estudiantes, la cual espero pueda ser refrenada antes de llegar a ocasionar la muerte del corazón. El "conocimiento infla, pero el amor edifica", dice Pablo, viéndose este ejemplo bien claramente demostrado en la actitud de los guías de la sociedad a que me refiero, quienes con frecuencia deprimen la religión Cristiana desde la tribuna o la imprenta, porque carece de una concepción intelectual del universo.
Permítame que le recuerde la advertencia expuesta por nuestro Maestro en el Concepto Rosacruz del Cosmos, y que se refiere a los diagramas: "En el mejor de los casos, son muletas para la ayuda de nuestras limitadas facultades; cuando dibujamos un diagrama para explicar los misterios espirituales, es lo mismo que si sacáramos todas las ruedecillas de un reloj y las desparramásemos para demostrar la forma en que nos indica la hora." Aunque los diagramas puedan ser una valiosa ayuda en determinado periodo de nuestro desarrollo, nos incumbe siempre a nosotros recordar sus limitaciones y esforzarnos por medio de nuestra intuición el concebir la verdadera idea espiritual. También me inclino a la creencia de que es de la mayor importancia el que los estudiantes observen el verdadero designio del Concepto Rosacruz del Cosmos, el objeto y la finalidad del mismo, de la forma más clara y precisa en todo momento. Así se hace constar en el reverso de las postales que deben devolver los estudiantes en letras negras, y yo aconsejaría a cada
estudiante lo escribiera en letras mayúsculas, pegándolo en el Concepto Rosacruz del Cosmos para que lo vea cada vez que abra el libro, pues no obstante, y tener todos el conocimiento y podamos solventar todos los misterios, no seremos más que bronces que suenan o címbalos si no tenemos amor y lo ponemos al servicio y ayuda de nuestros semejantes.


REZAGADOS DE LA EVOLUCIÓN

   Por la enseñanza que contenía la lección del mes pasado, habrá comprendido usted que no existe
absolutamente fundamento alguno para la idea comúnmente sostenida respecto a almas perdidas. No hay
en la Biblia ni una sola palabra que lleve en si la idea que nos hemos acostumbrado a significar con la palabra
"eternidad" o para siempre. La palabra griega es "aionian" y significa "un periodo indefinido de tiempo, una edad"; y cuando leemos en la Biblia las palabras "eternamente y por siempre jamás" deberían interpretarse "por los siglos de los siglos". Además, como es una verdad en la naturaleza de que "en Dios vivimos y nos movemos y tenemos nuestro ser", un alma perdida significaría que se había perdido una parte de Dios, y esto, desde luego, es inadmisible.
   Desde que escribí la lección anterior, se me ha ocurrido otro punto que ilustrará como la "pérdida" de un Periodo está comprendido y relacionado con el próximo. Recordara usted que hemos hablado de los espíritus de Lucifer como rezagados del Periodo de la Luna, y que hemos dicho que no podrían hallar campo para su evolución en el presente esquema de manifestación. Los arcángeles habitan en el Sol, los ángeles tienen a su cargo todas las lunas, pero los espíritus de Lucifer fueron incapaces de residir en ninguno de estos dos luminares. No podían ayudar para la generación pura y desinteresadamente como lo efectúan los ángeles, si no que actuaban bajo los deseos de la pasión y deseos egoístas, por cuya causa hubo necesidad de alojarles en un lugar separado. De modo que fueron colocados en el planeta Marte, hecho bien conocido de los antiguos astrólogos, quienes adscribieron a Marte poder sobre Aries, el cual tiene dominio sobre la cabeza (recuerde que el cerebro está construido por las fuerzas subvertidas
sexuales) y también comprobaron que aquel planeta tenia poder sobre Escorpión, que es el que tiene dominio sobre los órganos de la reproducción. Aries es la primera casa de un horóscopo que denota el principio de la vida; Escorpión es la 8º, que significa la muerte; y, en todo ello está contenida la lección de que todo lo que es generado por la pasión y los deseos está llamado a la disolución. Así, pues, Marte es esotérica y astrológicamente, "el diablo"; y Lucifer, el primero entre los ángeles caídos, es realmente el adversario de Jehová, quien dirige la fuerza de fecundidad del Sol por medio de la acción lunar.    Sin embargo, los Espíritus de Lucifer están ayudando al proceso de evolución. De ellos recibimos el hierro que
por si solo hace posible el vivir en una oxigenada atmósfera. Han sido, y continúan siendo los agitadores
para el progreso material, y por lo tanto, no tenemos el derecho de anatematizarles. La Biblia tácitamente nos prohibe ultrajar a los dioses. Juda declara que ni el arcángel Miguel se atrevió a denigrar a Lucifer, y en el libro de Job se habla de él como contándole entre los hijos de Dios. Su embajador en la tierra, Samuel, es el ángel de la muerte, significado por Escorpión, pero es, también, el ángel de la vida y acción simbolizado por Aries. Si no fuese por los impulsos agitadores y belicosos marcianos, tal vez no sentiríamos las penas tan vivas como las sentimos, pero tampoco podríamos progresar en la mismo proporción, y es seguramente mejor "el gastarse que el enmohecerse".
   De este modo puede usted ver que a estas "ovejas perdidas" de una anterior era, se les da la oportunidad de recuperar su estado en el actual esquema de evolución. Están atrasados y como rezagados, aparecen siempre como malos, pero no están "perdidos más allá de la redención". Pueden salvarse ellos mismos sirviéndonos a nosotros, probablemente por medio de la transmutación de Escorpión en Aries, es decir, la generación en regeneración.

sábado, 9 de agosto de 2014

LA CIENCIA DEL MORIR





Cuando se espera el nacimiento de un niño, los padres se preparan para llegada meses por adelantado, usualmente con una gran alegría. Algunas veces la familia entera, especialmente la parte femenina de ella, ayuda a preparar las creaciones más maravillosas para la comodidad del pequeño extraño que todavía no ha hecho su aparición. Por unos pocos años, esta pequeña vida es protegida, si es lo suficientemente afortunada como para ser  atraída a padres que han sido bendecidos con los bienes de este mundo; pero el mayor número de nacimientos sucede entre las clases más pobres, que no pueden suministrar al niño las necesidades materiales para su bienestar. Si bien sus padres pueden darle la bienvenida y amarle, con todo, sus vidas están más o menos llenas de adversidades y penas; y el niño crece hasta el estado de adulto en medio de tristezas y sufrimientos. No obstante, con todo este sufrimiento que a menudo convierte la vida de un hombre en una carga, se aferra a la vida tenazmente y el pensamiento de la muerte le llena de horror.
Quien esto escribe, visitó a algunos de los inválidos desamparados, incurables y ancianos de uno de los grandes hospitales del condado. Halló que un cierto número de ellos tenía temor a la muerte. Algunos leían repetidamente sus Biblias, pero el miedo a la muerte no podía quitárseles. Encontramos ancianos débiles y vacilantes, rodeados de nietos cuyas maneras petulantes y más modernas a menudo suscitan la crítica de los olvidados y solitarios abuelos. A estos últimos con frecuencia se les hace ver que ya están para irse de este mundo y que incomodan, y sin embargo, cuando para alguno de ellos llega el tiempo de emprender el viaje hacia el Más Allá, habitualmente enfrenta ese momento con temor y pesar. Se llama al médico y los familiares que en un tiempo le hicieron ver al abuelo que ya estaba para morirse, ahora hacen lo imposible para impedir la salida de este espíritu al mundo desconocido.
¿Por qué el pensamiento de este viaje hacia la vida del más allá tiene que teñirse de tanto horror, especialmente en naciones cristianas donde se acepta las enseñanzas del Gran Maestro, El Cristo, cuya misión sobre la tierra fue quitar el aguijón de la muerte?
La historia antigua de la humanidad, tal como está registrada en la Biblia desde el tiempo de Adán y Eva, cuando el Señor arrojó a la humanidad del Jardín del Edén, demuestra que la muerte ha sido siempre asociada con la idea del castigo. En le Génesis, capítulo 20, versículo 17, el Señor amenaza a Adán con la muerte si come del Arbol del conocimiento. A través de la historia de los antiguos israelitas, encontramos que su Señor, Jehová, constantemente les amenazaba con el castigo de muerte por sus pecados. Este temor fue implantado en las mentes de estas primeras razas, cuyas mentes infantiles todavía no eran capaces de razonar, y que únicamente podían comprender a través del miedo. Ellos no podían concebir que Dios fuese un dios de amor, y respondían únicamente a un Dios iracundo que podía arrojarles a las tinieblas por sus pecados.
Los pueblos antiguos eran muy supersticiosos y usaban gran cantidad de ritos para librarse de los poderes de las tinieblas. El miedo a la muerte creó en ellos un deseo de conservar sus cuerpos, de lo cual resultaron las varias clases de embalsamamiento. Entre los antiguos egipcios, el embalsamamiento llegó a ser un arte. Después que el cuerpo había sido sometido a un proceso de conservación por parte de los sacerdotes, se colocaba en una caja de sicomoro a la cual se le daba la forma del cuerpo, y luego era devuelto a los parientes, quienes muy frecuentemente lo conservaban en la casa, y algunas veces en una bóveda o sepulcro privado.
Las ideas acerca de la muerte han sufrido varias alteraciones de acuerdo con la evolución del ser humano, pero el profundo misterio de la vida después de la muerte no fue explicado sino hasta la venida de Cristo, quien mediante su muerte en la cruz trajo a la humanidad la esperanza de la salvación.
En San Juan, capítulo 50, versículo 24, leemos: “ De cierto os digo que el que oye mi palabra y cree al que me ha enviado, tiene vida eterna; y no vendrá a condenación, ya que pasó de muerte  a vida.”. El Apóstol Pablo afirma en la segunda epístola de Timoteo, capítulo 1, versículos 9 y 10, que “ Dios nos salvó y llamó con vocación santa, no conforme a nuestras obras, mas según el deseo suyo y  gracia, la cual nos es dada en Cristo-Jesús antes de los tiempos de los siglos. Mas ahora es manifestada por la aparición de nuestro Salvador, el cual derrotó a la muerte y sacó a luz la vida y la inmortalidad por el Evangelio”.
¿Cómo ha recibido el mundo la oportunidad del supremo sacrificio de Cristo para llevar al mismo la esperanza de la inmortalidad? Ha disminuido el miedo a la muerte? ¿Ha cambiado el método de tratar los cuerpos de los fallecidos desde los días de los antiguos judíos y griegos? ¿Se ha conservado la ciencia de la muerte a la par de la evolución? Veamos si se percibe algún cambio. Entre las razas más avanzadas, los trajes de luto están lentamente desapareciendo. El método de embalsamamiento ha cambiado: las vísceras y el cerebro ya no se sacan, como en los tiempos antiguos, sino que se inyecta un líquido en las principales arterias que proteja temporalmente al cuerpo de la putrefacción. Pero el miedo a la muerte y el gran pesar todavía prevalecen. Se gastan sumas fabulosas en costosos funerales y ofrendas florales. Estas extravagancias han sido llevadas a grandes extremos y han llegado a convertirse en una costumbre que con frecuencia es muy costosa para los parientes, que pueden estar restringidos en cuanto a los bienes s de este mundo. Los familiares deben pagar por el terreno de la sepultura; hay que pagar por todo el servicio fúnebre, etc. Como si la pérdida de sus seres queridos fuera poco, los gastos del funeral son menudo una carga para los familiares. También muchos sacerdotes prolongan los servicios, y en su gran celo por convertir a las gentes, se aprovechan de esta oportunidad de apelar a las emociones de los presentes, añadiendo así más pesar a los familiares del fallecido, aumentando el miedo a la muerte y a la vida futura.
Desde la Gran Guerra y posteriores Segunda Guerra Mundial, Korea, Vietnam y los innumerables conflictos bélicos que han salpicado y salpican al mundo, la humanidad se ha interesado grandemente en la vida después de la muerte. El mundo se ha llenado de libros que se supone han sido dictados por los así llamados muertos, quienes han usado mediums para transmitir su mensaje. Numerosas personas, a través de su gran dolor y anhelo de comunicarse con los seres queridos, han rasgado el velo y han sido capaces de ver en el más allá. Pero con el miedo a la muerte eliminado, lo cual es un gran paso hacia delante y un maravilloso consuelo para la humanidad, ¿qué se ha hecho para preparar al espíritu para el cambio llamado muerte?. ¿Se hacen tan cuidadosos preparativos para este viaje como al entrada del espíritu en el cuerpo físico? ¿Se hace placentera esta salida de la vida física mediante el amor y los buenos deseos de los amigos?. Por desgracia. NO.
El mayor y más importante de todos los viajes, la partida al hogar del espíritu, todavía se acompaña de llantos; el camino está empedrado con miedo y lágrimas. El viajero no va acompañado por el amor y la alegría que esperaron su entrada en la vida de la Tierra. Es espíritu frecuentemente entra en la esa nueva vida falto de preparación, apenado por causa del dolor de los parientes.  Puede hacerse la siguiente pregunta: ¿Cual es la ciencia de la muerte? La contestaremos desde el punto de vista Rosacruz
La así llamada muerte no es sino el tránsito del espíritu a una esfera más amplia o nacimiento. Debe ser preparado este tránsito con el mayor de los cuidados. El cuerpo físico no es sino un vehículo que el espíritu usa para obtener experiencia en este día de clases de la vida. Al final de esta vida, el Ego debe asimilar lo que ha experimentado, y con el fin de extraer lo mejor de sus experiencias, hay ciertas condiciones que se debe preparar para que cuando llegue el momento del la rotura del cordón plateado, que ocurre normalmente alrededor de tres día y medio después de la muerte, el fallecido esté lo más preparado posible. Ahora con el fin de explicar por qué el período que sigue inmediatamente después de la partida del espíritu es de importancia vital, tenemos que comprender que el cuerpo de un ser humano es cuádruple y consiste en el cuerpo físico, el cuerpo vital, el cuerpo de deseos y la mente o cuerpo mental. En lo que se llama la muerte, el espíritu sale con los dos vehículos superiores, que están unidos a los cuerpos físico y etérico por medio de un delgado cordón. Este, cuando es visto con los ojos del espíritu, tiene brillo plateado y tiene la forma de dos números seis, conectados en los puntos de los dos ganchos. El extremo superior está conectado con los dos vehículos superiores, mientras que el extremo inferior todavía permanece en contacto con el cuerpo físico.
Al morir, los cuerpos de deseos y mental abandonan el cuerpo físico, llevándose con ellos sólo un átomo permanente, que durante la vida estuvo depositado dentro del ventrículo izquierdo del corazón. Este átomo, como la película negativa de la cámara, ha recogido todas las experiencias de la vida que acaba de terminar. Al tiempo de la muerte, las fuerzas de este átomo abandonan el cuerpo y todas las grabaciones son transferidas del cuerpo vital (que es el almacén de estas experiencias) al cuerpo de deseos y forman la base de la vida del ser humano en el purgatorio y en el primer cielo. Esta transferencia es hecha por el espíritu durante los primeros tres días y medio después de la rotura de la conexión entre el átomo simiente y el corazón, ordinariamente conocida como -muerte-. Podemos ver así que la muerte no es completa sino hasta que este traspaso ha finalizado. La sensación está todavía presente y el espíritu sufre a causa de lamentos, lágrimas, gritos, etc. Puede sentir algo durante la autopsia o el embalsamamiento. Cuando el cuerpo es mutilado o quemado antes de que se haya roto el cordón plateado, el espíritu siente dolor. Los médicos y los empresarios de pompas fúnebres, creyendo a la persona ya muerta, usualmente no manejan el cuerpo con el mismo cuidado que tendrían si conociesen los hechos reales.
Hay muchos casos verídicos en los que aquellos cuyos cuerpos fueron mutilados inmediatamente después de la muerte, pudieron comunicarse con los que todavía estaban vivos y se quejaron acerca de lo que sufrían. Si se aceptara en mayor medida que nuestros difuntos pueden sentir el dolor físico hasta después de cierto tiempo, se interrumpirían los embalsamamientos inútiles al igual que las autopsias sin sentido; y el cuerpo del fallecido permanecería, en cámara frigorífica,  en paz y calma durante el tiempo indicado
Cuando el panorama de la vida ha sido completamente grabado sobre el cuerpo de deseos y se ha roto el cordón plateado, los dos éteres inferiores del cuerpo vital gravitan de regreso hacia el cuerpo físico, dejando al espíritu libre para continuar su viaje a los reinos superiores. Los dos éteres superiores se incorporan al cuerpo de deseos. Cuando se entierra el cuerpo físico, la parte del cuerpo vital que queda se desintegra sincrónicamente con el cadáver. Cuando el cuerpo se incinera, el espíritu es liberado mucho más rápidamente de todos los vínculos que le unen al “traje físico gastado”.
Conforme el interés y la creencia en una vida después de la muerte se hagan más universales, la gente comprenderá la necesidad de contar con un método científico de cuidar a los que están pasando a la vida superior, y entonces tendremos enfermeras, médicos  y sacerdotes tan versados en la ciencia de la muerte como en la ciencia del nacimiento. Entonces el espíritu estará rodeado no solamente de amor, sino también de paz y quietud cuando esté de regreso a los planossuperiores. Tendrá también una grabación más profunda y clara del panorama con lo cual podrá  iniciar su nueva vida de una manera más provechosa.